Al comenzar el nuevo año, todos nos proponemos que, esta vez sí, vamos a convertirnos en personas más sanas, deportistas, con mejor humor, menos estrés… Nos marcamos unos propósitos para que, en 2017, por fin demos ese salto de calidad que estamos buscando. 

 

Enero es el mes de los propósitos (también algunos despropósitos), nuevos proyectos, ideas, metas para el nuevo año. Seguro que muchos tenéis experiencia en eso de empezar a ir al gimnasio, aprender un nuevo idioma, conocer sitios nuevos, leer más… No sabemos si algunos de estos propósitos están en vuestra lista pero queremos proponeros algunos que, aunque parezcan fáciles de cumplir, muchas veces se nos atragantan más de la cuenta.

¡Abajo el ascensor, arriba las escaleras!

¿Quién no se ha propuesto año tras año hacer más deporte? Os aconsejamos que si no recordáis lo que significaba la palabra ejercicio empecéis poco a poco. Todos no podemos de un día para otro correr la maratón de Nueva York, pero sí que tenemos a nuestro alcance propósitos más accesibles como sustituir el coche por un agradable paseo o el ascensor por las escaleras. Juro que cambiaré de canal aunque tenga que levantarme a por el mando #soywinner, como veis dejar de ser sedentario no requiere una gran preparación 😉

¿Y qué hay de la alimentación? Éste puede ser el año de redescubrir aquellas frutas o verduras que no sabemos porqué teníamos desterradas de nuestra dieta diaria, que nos supieron muy bien en aquel momento y que ahora, por alguna razón indescifrable, no nos hacen tilín. ¡Ha llegado el momento de darle una oportunidad al brócoli y de no quitarle el tomate y el pepinillo a la hamburguesa!

Como último propósito queremos aconsejaros uno que seguro os ayudará a disfrutar más de la vida: dejar un poco de lado el móvil. Este año podríamos empezar a dar más importancia a la persona que tenemos enfrente en lugar de a nuestros seguidores de Instagram. Estar más atento a lo que nos dice nuestro amigo que a los likes que tenemos en una foto. ¡Qué vivan y que vuelvan las conversaciones cara a cara!

Cada 1 de enero se nos presenta la oportunidad de cambiar y mejorar. Dejar atrás todo aquello que no nos ha gustado y convertirnos en #winners renovados con nuevas ilusiones, metas y proyectos que este año sí se cumplirán. ¡Vamos winners! ¡Vamos a por todos nuestros propósitos para 2017!